Una de las formas más empleadas por los españoles para aprender inglés ha sido tradicionalmente cursar un año escolar en Irlanda. Si te estás preguntando por qué se trata de uno los destinos más adecuados para que los alumnos entren en contacto con el idioma de manera directa y aprendan a desenvolverse solos, ¡sigue leyendo!

6 de cada 10 españoles aún no saben hablar inglés

La teoría ya la conocemos: saber idiomas (y, en especial, hablar inglés) es imprescindible. En una economía como la actual, cada vez más globalizada, quien no hable más de un idioma (como mínimo, inglés con fluidez) adolecerá de una importante desventaja profesional respecto a quienes sí lo hagan.
Si entre tus propósitos para el año que comienza está (una vez más) aprender inglés, debes saber que es una de las mejores elecciones, ya que el conocimiento de un idioma nos aporta innumerables beneficios en todos los aspectos de nuestra vida. Y, si te lo has propuesto mil veces y aún no sabes cómo conseguirlo, estás leyendo el artículo adecuado.
Si alguna vez te has planteado cómo sería estudiar en un internado o te llaman especialmente la atención los internados en Inglaterra mixtos, este post te interesa. El él, analizamos no solamente los aspectos clave de la educación en los colegios británicos, sino la aventura y la experiencia vital que supone para un alumno pasar los años de su formación en esta institución educativa de renombre internacional.
El interés de los alumnos españoles por estudiar la carrera en una universidad en el extranjero es creciente y la competencia a la hora de encontrar y mantener un empleo, cada vez más exigente, por lo que saber elegir qué y dónde estudiar tiene más importancia que nunca.
El interés de las empresas por perfiles académicos que incluyan estudios en una universidad en el extranjero ha aumentado considerablemente durante los últimos tiempos. El mercado de trabajo ha cambiado y las fronteras se han difuminado. Las empresas se han internacionalizado y a los alumnos que están a punto de graduarse en la universidad se les piden destrezas más allá de la mera adquisición de unos conocimientos académicos