Los modelos de formación de idiomas en empresas evolucionan al ritmo en el que las organizaciones cambian, y su orientación desde el punto de vista de la definición y ejecución, tiene que ir en la misma dirección que las estrategias de producto y experiencia de cliente que planteamos de cara a los consumidores finales de nuestras Compañías.

La planificación de un curso lectivo supone un aumento en la carga de trabajo, y no siempre tenemos todo el tiempo que nos gustaría dedicarle para asegurarnos que la inversión en formación en idiomas que vamos a hacer este nuevo año tiene los resultados que nosotros realmente queremos conseguir.

En el especial Corporate Learning ‘19 de Equipos y Talento, Alfonso de la Torre, Director de ASTEX Empresas explica como en ASTEX ayudamos a las organizaciones en el diseño y ejecución de sus planes de formación en idiomas. Además, en el artículo hablamos de como está evolucionando la demanda de cursos de idiomas para empresas en el mercado español o de la importancia de la personalización y de la tecnología en el nuevo entorno de formación en el que nos desenvolvemos, entre otras cosas.

Existe una gran variedad de cursos de verano en Francia tanto para jóvenes como para adolescentes y niños de menor edad. Dado que la lengua francófona es relevante para los negocios, los viajes y la cultura en general, conviene aprenderla como segundo o tercer idioma. Y si es desde la infancia, mejor.
Si te interesa saber cuáles son los mejores campamentos de verano en inglés para 2019, en los que aprender o perfeccionar el idioma y practicar deportes y otras actividades, a continuación descubrirás 15 propuestas imprescindibles. Sigue leyendo y conoce:
No vamos a descubrir nada nuevo. Son muchas las ocasiones en las que los internados que enumeramos a continuación han aparecido en las listas de rankings de los mejores colegios del mundo. Para estas instituciones educativas es un honor poder formar parte de estas listas de privilegiados centros que merecen los primeros puestos por su excelente oferta educativa, profesorado, instalaciones y preparación para las universidades más punteras.
Aunque cumplir los 18 años abre las puertas a los adolescentes a la edad adulta y a nivel legal les otorga numerosos derechos (y también alguna obligación), no es únicamente la fecha de nacimiento lo que indica que una persona ha madurado y está capacitada para enfrentarse a los retos de la vida adulta.